Los ejecutivos de servicio al cliente explican a los clientes los requisitos y condiciones para acceder a un crédito en el FSV.

El Fondo Social para la Vivienda participó en el Foro Nacional e Internacional del Consumidor denominado “Protección de usuarios de servicios financieros: avances y desafíos”, realizado por la Defensoría del Consumidor, en el marco del Día Nacional del Consumidor, celebrado en el país cada 15 de marzo.

El Presidente del FSV, Lic. José Tomás Chévez Ruíz, reconoció la importancia de defender los derechos del consumidor respondiendo debidamente a sus necesidades: “En el FSV somos respetuosos de los derechos de nuestros clientes; ahora ellos exigen sus derechos y en el FSV estamos para atenderles sus demandas”.

El FSV ofrece diversos servicios financieros enfocados en facilitar el financiamiento habitacional, lo que ha colocado a la Institución como el líder en el crédito hipotecario. Sin embargo, esta privilegiada posición, señala el Presidente del FSV, “nos obliga a ser más responsables con nuestros clientes, en cuanto al cobro de intereses y seguro, pagos, plazos y el resto de costos relacionados con los créditos”.

El FSV mantiene su liderazgo en el sistema hipotecario precisamente gracias a las facilidades y ventajas que brinda con respecto al resto del sistema financiero, enfocando sus esfuerzos en apoyar a que los trabajadores y trabajadoras mantengan la propiedad de su vivienda.

En la participación en el Foro Nacional del Consumidor el Señor Presidente de la República, Don Mauricio Funes, señaló que “su Gobierno está consiente que el problema más grande de la familia salvadoreña es su bajo poder adquisitivo, por lo que la actividad económica afecta no solo a los ciudadanos, sino también al Estado, pues se ha visto mermada la recolección de fondos públicos”.

En este sentido, el FSV busca beneficiar con sus servicios financieros a aquellas familias de menores ingresos, que no tienen oportunidades en la banca privada, ofreciéndoles condiciones crediticias muy competitivas, respetando los derechos de los clientes a tener una casa propia y respetando la Ley del Consumidor.

Es así como el FSV, desde su actividad, fomenta la economía y dinamiza el sector de la construcción de vivienda, asegurando un techo a los trabajadores y trabajadoras que aplican a un crédito.