El Fondo Social para la Vivienda (FSV) comprometido con el bienestar de la sociedad salvadoreña, a través del cuido del medio ambiente, realiza diferentes actividades para promover una cultura de responsabilidad ambiental, entre el personal y nuestros clientes.

Como parte de las políticas medioambientales que el FSV implementa están las buenas prácticas de eficiencia energética, desde la distribución de mensajes de sensibilización hasta medidas básicas de ahorro, como apagar el equipo informático y las luces cuando no se estén utilizando, encendido del equipo de aires acondicionados solo en horarios laborales, instrucciones para el uso adecuado de los vehículos institucionales, entre otras medidas.

De igual manera, se promueve constantemente entre el personal la cultura de las 3R (Reducir, Reutilizar, Reciclar), fortaleciendo la educación  para el buen uso y ahorro de los recursos como el papel, el agua, combustible y energía eléctrica. De acuerdo a datos del Comité de Eficiencia Energética del FSV, durante los últimos tres años se ha logrado un importante ahorro en la facturación de energía eléctrica.

El Comité de Gestión Ambiental del FSV desarrolla diversas actividades y, entre las más importantes está la recolección anual de papel para reciclaje, denominada “Papeletón”, la cual fue realizada el pasado mes de mayo y en la que se logró reunir 2,115 Kg. en papel para reciclar (alrededor de 4,660 libras).

Durante la reciente jornada del Día Internacional del Medio Ambiente el personal del FSV también se comprometió a minimizar el uso de plásticos, reduciendo el uso de bolsas y artículos plásticos.

Con todas estas actividades en favor del medio ambiente, el FSV busca incidir en los comportamientos y actitudes de los clientes y entre su personal y sus grupos familiares, promoviendo acciones sencillas que contribuyan a convivir con el medio ambiente.

La educación y sensibilización en las Jornadas de capacitaciones sobre Educación en Riesgos Ambientales, impartidas por el Comité Ambiental del FSV, también están orientadas a la higiene ocupacional, con el objetivo de trabajar en ambientes laborales adecuados.

Actualmente, en el FSV se desarrollan proyectos que buscan contribuir a la disminución de los efectos del cambio climático: proyectos de eficiencia energética como la utilización de luminarias LED, sustitución de equipos de aire acondicionado por equipos eficientes con menor consumo de energía, evaluación del costo beneficio de producción de luz solar para cubrir la demanda energética de nuestra Oficina Central y Edificio de Usos Múltiples, entre otros.